Bares, joyce, calles, los pogues, pantallas de televisión, mucho tweed, the clash, un carrols entre los dientes, un taxista gritando brits out ¡¡  Todo esto es Fontaine Dc y su primer album dogrel desde la puta Irlanda de bares, lluvia interminable y aire de martir catolico. Que mas puede hacer una banda de rock en este paisaje de hecatombe politica y britain talent que hacer buenas canciones casi sin producciòn. Dogrel era una forma de poesia antigua graciosa oral y sin sentido, lo que los criticos detestan y los sabios aman, este  probablemente sea uno de los primeros albumes que nos traera la movida de bandas irlandesas de post post punk o como quiera llamarse esta mezcla de romanticismo y  canciones guitarreras, pero no será unos de tantos, para pintar tu aldea tendràs que odiarla, alguna vez dirà el poeta.  Y estos chicos que recitaban borrachos en los bares antes de ser estrellas de rock nos muestran el mejor Dublin que podamos visitar desde nuestro devaluado hogar fumando un sin filtro y saboreando un scotch barato de oferta haciendo nuestro blomsday desde el google maps y cantando borrachos el clashero sha sha sha.